Cuando llegas al punto en que sabes que…

Cuando llegas al punto en que sabes que nada de lo que te rodea está a tu disposición, es el momento de tomar el camino de vuelta.
Esa sensación anida en quienes se sienten excluidos de este estar en la territorialidad.
Ideas de otro mundo en que nada duele ni es necesidad, asientan sus pilares para que la esperanza en un más allá descuelgue de este estar la realidad.
Toca mirarse las manos hacedoras de cada uno de nuestros trazos.
No dejarse arrastrar por la niebla que dejaremos a nuestros pies si subimos a la cumbre y entramos en contacto con nuestro ser material.
Un organismo vivo forma parte del todo.
Muchas de las necesidades de las que parece no podemos prescindir son falsas.
Efímero cada uno de esos gestos negativos que anulan nuestra voluntad.
Ahora te tienes. Te bastas. No pretendas cerrar con un golpe la posibilidad.
Somos parte de una totalidad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s